Archivo de la etiqueta: SINTOMAS ALMORRANAS

SÍNTOMAS DE HEMORROIDES Y ALMORRANAS

Los síntomas de las hemorroides se manifiestan debido a su localización, las que se ubican en el interior del ano son conocidas como las hemorroides internas, mientras que las que se ubican fuera del ano son conocidas como hemorroides externas.

Los síntomas de las almorranas internas, las que como su nombre indica se localizan en el interior del ano, pueden ser dolorosas y en ocasiones están asociadas con el sangrado. A menudo se les relaciona con la primera y segunda etapa de las almorranas.

Los síntomas de las almorranas externas, corresponden a los estadios más avanzados de las almorranas, es decir el tercero y el cuarto, las almorranas se localizan fuera del ano y se hacen visibles. Son más pronunciadas, particularmente durante la defecación, generan picazón e irritación anal, así como la presencia de un escaso sangrado de color rojo brillante. Cabe señalar que si adviertes sangrado durante la defecación, es recomendable que se realice un examen médico para excluir cualquier otro tipo de enfermedad.

En las hemorroides pueden concurrir varios tipos de síntomas, como el dolor, la región anal se encuentra revestida con ramas nerviosas que son  sensibles al dolor, por eso éste puede ser en ocasiones intenso e intolerable, el paso de las hemorroides internas a las hemorroides externas -prolapso- son una fuente de dolor. La presencia de una trombosis hemorroidal presenta una hinchazón externa de color azul, acompañada de la formación de coágulos, lo que representa otra fuente de dolor.

El sangrado, presente durante la defecación es el resultado de las lesiones de la red capilar que se localiza en la zona adyacente a la hemorroide. Dicho sangrado está relacionado con el prolapso, lo que lleva a un malestar intermitente, los síntomas más cercanos a la enfermedad hemorroidal son la picazón, así como una leve infección en las criptas de Morgagni -localizadas en el primer tercio superior del canal anal-.

La presencia de moco o pus en la zona anal, no necesariamente se refiere a la presencia de almorranas, sin embargo, su presencia generalmente se asocia con tipos más graves de almorranas, por ejemplo las del cuarto grado.

Muchas personas siente vergüenza de visitar a su médico cuando parecen experimentar la presencia de hemorroides, sin embargo, es importante recordar que casi uno de cada dos adultos luego de los 50 años se ven afectados por esta enfermedad.

Lo óptimo es consultar al médico si estás experimentando los síntomas de las almorranas, ya que hay otras enfermedades que tienen síntomas similares, de esta manera, se podrá confirmar que los síntomas responden a las almorranas y no a otra condición de salud.